669676665 gmolino@gmail.com

borau.jpg

Mal se estrena el aragonés José Luis Borau, en su nuevo cargo de Presidente de la SGAE. En una entrevista dice esto:

P. También tiene la batalla del canon digital (que grava los dispositivos que permiten copiar obras culturales, de CD vírgenes a cámaras de fotos).

R. Lo critican porque grava una “teórica utilización”, y es cierto, pero es un mal menor hasta que se dé con un método más milimétrico. Además, el canon son unos céntimos miserables.

Unos “centimillos miserables” que les pueden reportar 1.200 millones de euros en concepto de compensación por el supuesto daño que provocan a la actividad audiovisual ­música y películas­ las copias privadas.

No parece la mejor manera de estrenar un cargo. No solo sigue con la política de sus antecesores, además desprecia a los que pagan el canon diciendo que es miserable lo que pagan.

Señor Borau, me esperaba algo mas de cordura de usted. Una pena.